Diabetes

Diabetes CIENTALa diabetes es una enfermedad en la que los niveles de glucosa (azúcar) de la sangre están muy altos. Como puede no presentar síntomas durante muchos años, se calcula que la mitad de las personas que la padecen ignoran su condición.

La glucosa proviene de los alimentos que consumimos, y es una fuente importante de energía para el organismo. El páncreas produce una hormona, llamada insulina, que ayuda a que la glucosa entre a las células para suministrarles energía.

La diabetes surge cuando el cuerpo no produce insulina o no la usa adecuadamente. De este modo, la glucosa permanece en la sangre y los órganos se quedan sin combustible para su funcionamiento.

Con el tiempo, esto puede causar problemas serios: desde lesiones en los ojos, los riñones y los nervios, hasta enfermedades cardíacas, derrames cerebrales e incluso la necesidad de amputar un miembro.

Existen distintos tipos de diabetes:Actividad física y diabetes - Sedentarismo CIENTA

En la diabetes tipo 1, el cuerpo no produce insulina. Comienza generalmente antes de los 30 años y su tratamiento requiere seguir un plan de alimentación adecuado y la aplicación de inyecciones de insulina. Este tipo de diabetes no puede prevenirse.

En la diabetes tipo 2, la más común, el cuerpo no produce insulina o no la usa adecuadamente. Si bien suele comenzar después de los 40 años, es cada vez más frecuente en jóvenes y adolescentes. Este tipo de diabetes puede prevenirse, porque suele ser consecuencia del sobrepeso, la obesidad, la mala alimentación y el sedentarismo.

La diabetes gestacional ocurre en algunas mujeres cuando están embarazadas. Aumenta de por vida su riesgo de desarrollar otro tipo de diabetes, especialmente la diabetes tipo 2. También aumenta el riesgo de que su hijo llegue a tener sobrepeso y desarrollar diabetes.

¿Cómo prevenir la diabetes?

Básicamente, con actividad física y una alimentación saludable (variedad de frutas y hortalizas, cocinar sin sal y evitar fiambres y embutidos, comer carnes rojas y pollo no más de 5 veces por semana).

Evitar el sobrepeso y, muy importante, no fumar. Incluso pocos cigarrillos por día son muy dañinos para las arterias, en especial para las personas con diabetes.

¿Cómo cuidarse si ya tiene diabetes?

Usted puede llevar una vida activa si sigue los cuidados adecuados.

Las personas con diabetes tienen mayor riesgo de presentar niveles elevados de colesterol, hipertensión arterial y enfermedades cardiovasculares. La prevención y control de estos factores son un aspecto fundamental del tratamiento de esta enfermedad.

Por eso es fundamental:

  • Seguir una dieta adecuada, mantenerse en un peso saludable y hacer actividad física todos los días.
  • Saber qué tipo de diabetes tiene y consultar al médico acerca cómo lograr los niveles de glucosa sanguínea, presión arterial y colesterol indicados para usted.
  • Dejar de fumar. Recurra al equipo de salud para lograrlo.
  • Tomar sus medicamentos y seguir las indicaciones de los profesionales, aun cuando se sienta bien.
  • Examinar los pies en busca de heridas, ampollas, manchas rojas o inflamación. Consultar a su médico si tiene llagas que no cicatrizan.
  • Informar al médico si tiene cualquier cambio en su visión.
  • Pedir ayuda si se siente decaído o estresado, ya que el estrés le puede elevar la glucosa sanguínea.